FIFA, se nos gastó el amor de tanto usarlo

Cinco partidos al mes ya son muchos si trazo una media de los encuentros disputados en los últimos meses. ¿Qué me está pasando y qué le está pasando a la saga que sin lugar a dudas me ha copado más horas?



No es por ti, es por mí

Parece un tópico, pero “nos hacemos mayores”. Si echo la vista atrás y pudiese viajar a mi etapa adolescente seguramente me daría un par de collejas para que espavilase. Con 16 años (e incluso 20) mi mente estaba ocupada por los videojuegos, mi plan perfecto era quedarme en casa y hacer un buen maratón delante de la televisión sin soltar el mando.

Con los años me sentí algo estúpido y asocial, notaba como si hubiese perdido una gran parte de mi juventud encerrado entre cuatro paredes en vez de estar saliendo con los amigos. Por suerte pude revertir esta situación y que FIFA, entre otras muchas cosas, pasara a un segundo plano. Todo tiene su justa medida, y yo, hasta hace pocos años no supe tomarla. Mi “El Camino” particular… ¡qué cosas!


Tú ya no eres de quien me enamoré

A veces lo pienso… ¿qué es lo que ha cambiado tanto en FIFA para esta falta de líbido a las pocas semanas de haber salido a la venta? ¿La comunidad? Bah, siempre ha sido una porquería llena de niños rata. Tengo claro que pertenezco a un “pequeño” segmento del mercado que no está siendo oído por EA, ni lo va a ser nunca mientras la fórmula sea tan exitosa, yo haría exactamente lo mismo que ellos.


FUT fue el detonante entre esos seres extraños que nos gusta jugar en manual. Ultimate Team ha dejado moribunda la jugabilidad, eludiendo la simulación y centrándose en gustar al mayor porcentaje de usuarios, olvidando que en el fútbol no existen pociones mágicas que afectan a los jugadores según el color de un simple cromo. ¿Cómo me voy a reenganchar a FIFA si no me deja buscar contrincantes que jueguen en manual en sus “mejores” modos? Es fácil, no es nuestro juego. Si en más de cinco años no se han dignado a ofrecernos las mismas opciones no es por despiste, es que no nos necesitan para seguir siendo los reyes, es más que evidente.


Te juro que no hay otro

PES y FIFA… Nunca lo he negado, mi apetito futbolístico se inició con PES, era el Dios sin lugar a dudas. Disfruté de los momentos más dulces de la etapa dorada de Konami, me encantó y aplaudiré hasta con las orejas las versiones de Wii, de los mejores juegos tácticos donde los haya. Con la llegada de las nuevas consolas, para entonces Xbox360, me cambié de bando a FIFA. La situación fue revertida de forma espectacular, PES no le ha hecho ni sombra hasta hace un par de años.

Pero llegó el día: PES 2016 no es mejor juego en casi ningún apartado de juego, FIFA toma una ligera ventaja en algunos aspectos, en otros es más evidente pero… Pro Evolution Soccer transmite más fútbol, se deja jugar más que FIFA, se nota más justo y con unos cimientos jugables más realistas. Es triste que FIFA, teniendo todas las armas para hacer “EL JUEGO” no sepa transmitirme más que PES con todos sus defectos. Quizás me he quemado de FIFA, es más que probable, pero mentiría si dijese lo contrario.


Podemos ser amigos

Vaya, suena a que esto es un “hasta nunca”, pero ni mucho menos. Sigo jugando partidos amistosos con colegas e incluso de tanto en tanto me apunto cuando montan una liga. Siempre estaré muy agradecido a FIFA por todas las grandes experiencias que me ha hecho vivir. Ni mucho menos estoy hablando de pasar página, más bien es un punto y a parte.


0
Suscríbete
Notificarme
guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios